Los 9+2 secretos para vender más en verano

Ventas en verano

Llega el ansiado verano. La gente de vacaciones, visitando destinos, poniéndose morena en la playa o la piscina… En definitiva, disfrutando del tiempo libre y haciendo todo lo que no pueden durante el resto del año.

Pero, no siempre todos salen beneficiados en esta etapa.

Y no solo me refiero a quienes tienen que trabajar más en verano. Tu negocio también sufre las consecuencias.

Esto se traduce en menos suscriptores, menos ventas y menos conversión de tus páginas y anuncios en general. Y, aunque es completamente normal, no es la única posibilidad. No tienes que quedarte viendo cómo los resultados bajan, sin poder hacer nada.

De hecho, hay unas cuantas tareas que puedes quitarte de encima en este periodo para que los meses de verano sean incluso los más productivos del año.

Y hoy, te voy a enseñar cuáles son las 11 más importantes. Prepárate porque… ¡tienes trabajo por delante! 💪

1️⃣. Revisa, mejora y automatiza tu embudo de venta

A veces, nuestro embudo de venta puede tener algunos “agujeros” por donde se escapan las ventas. Y es complicado detectar los fallos a simple vista, pues pueden estar desde en el lead magnet hasta en toda la estrategia y pasos que hay detrás.

Y ahora es un gran momento para medir al milímetro tus estadísticas.

Por ejemplo, si tus anuncios no convierten demasiado, necesitas hacer ajustes o incluso invertir en otras plataformas que podrían funcionarte mejor. También puedes medir los registros de nuevos leads en tus formularios, y las conversiones, tanto de las páginas de venta, como de las squeeze pages o landing pages que tengas.

Revisa tu lead magnet con calma. Quizás llegues a la conclusión de que es momento de renovarlo, crear otro nuevo más potente o incluso cambiarle el formato.

¿Qué es eso del formato?

Pues pasar de ebook a vídeo, o incluso a formato audio.

Dependiendo de nuestra temática, audiencia y manera de comunicarlos, hay formatos que funcionarán mejor que otros. También puedes ver si la comunicación que mantienes con tu comunidad es la más adecuada, analizando las aperturas e interacciones de tus emails.

Y, además, es una gran oportunidad para que automatices todos los procesos del embudo con alguna herramienta de email marketing.

2️⃣. Resuelve problemas o realiza acciones para las que no sueles tener tiempo

Puedes aprovechar para redefinir todo el tema del branding de tu marca: el diseño de tu web, tu logotipo, las imágenes, o incluso refinar aún más el perfil de tu cliente ideal.

Todas las tareas (grandes o pequeñas) que normalmente no puedes hacer por falta de tiempo, tienen cabida ahora, cuando los clientes no están pensando demasiado en comprar.

Recuerda que el branding no es solo el logotipo, es todo la imagen de tu marca. Tanto lo que se ve como lo que se siente.

3️⃣. Crea y programa tus futuros contenidos

En este caso, lo mejor que puedes hacer es dedicar un buen rato a crear un calendario editorial. Puede ser para tu blog, tu canal de YouTube, tu podcast o las redes sociales.

La cuestión es que aquí puedes generar muchísimas ideas interesantes de contenido para publicar después del verano. Una buena estrategia dentro de un calendario te ayudará a mantener informado y nutrido a tu público. De hecho, si tu mercado te permite publicar algún contenido que se relacione con las actividades estivales, este puede ayudarte a potenciar tus ventas.

Pero aquí no se acaba. Aún puedes hacer más.

Seguro que puedes actualizar o mejorar algunas de las temáticas antiguas que has publicado. Ya sea porque en ese tema han aparecido novedades, o porque lo que contabas hace un año ya se ha quedado obsoleto.

A la gente le encanta leer información fresca, reciente, y suele huir un poco de los artículos que tienen más de un año.

4️⃣. Haz guest posting u otro tipo de colaboraciones

Quizás es momento para buscar aliados y aunar fuerzas para crear contenidos que sí puedan interesar a tu público. Una de las mejores maneras es mediante el guest posting, que no es otra cosa que colaborar con otra persona de forma recíproca. Ya sea en un post, en un vídeo o un podcast.

Estas colaboraciones con otros expertos suelen funcionar muy bien porque, aparte de que llaman la atención y generan más engagement, permiten llegar tanto a la otra persona como a nosotros a nuevo público.

Si lo hacemos bien, esto puede incidir indirectamente en aumentar nuestra lista de correo o las ventas, por medio de enviar un nuevo flujo de tráfico a nuestro embudo.

Además, de estas colaboraciones pueden salir otras, e incluso futuras ideas de negocio.

5️⃣. Mantén el contacto con tus suscriptores y clientes

Que estén de vacaciones no quiere decir que nosotros los olvidemos.

De hecho, mantener la comunicación es vital en esta época porque así les mostramos que, a pesar de que estén a otras cosas, nos seguimos preocupando por ellos.

Puedes aportarles valor igualmente, ofreciendo nuevo contenido como hemos visto hace un momento, o también contarles algunas anécdotas de tu propio verano y empatizando mucho más. Hazles saber que entiendes que en esta época estén más ausentes.

Si reforzamos nuestra relación con clientes y suscriptores, haremos que también aumente la confianza y estén mucho más enganchados a lo que les contemos después de las vacaciones.

6️⃣. Crea promociones especiales y revive las ventas

Hacer alguna oferta, promoción o descuento especial de verano puede ser una gran idea para recuperar algunas de las ventas que solemos perder.

Pero, como te dije antes, funcionará mucho mejor si consigues que tu producto o servicio tenga algún beneficio relacionado con el verano.

Por otra parte, los retos o challenges también se utilizan mucho y son bien recibidos, sobre todo por el público joven. Este tipo de acciones, si bien no están dirigidas primeramente a la compra, hacen que tu marca conecte muchísimo más con tu audiencia, haciéndola parte de ella.

Con este tipo de retos verán que no solo quieres venderles sino también fomentar la participación, la comunicación e incluso su talento. Pueden ir dirigidos a mejorar sus objetivos, pero de una forma más divertida.

Es de las acciones más poderosas que pueden catapultar tu autoridad.

7️⃣. Analiza si te diriges hacia tus objetivos

A veces, de manera inconsciente, nos vamos desviando poco a poco del camino que habíamos marcado, y nos metemos en otros donde nos sentimos incómodos. De repente, estamos haciendo cosas que no nos gustan o no nos dan resultados.

Pues aquí es cuando debemos parar y reflexionar.

Para conseguir esto, es necesario dejar a un lado la parte más superficial o técnica de tu negocio y ahondar en lo más profundo. Decide adónde quieres ir y comprueba si estás tomando las acciones correctas para llegar.

A lo mejor detectas que estás cometiendo incoherencias respecto a la misión, visión y valores de tu negocio e incluso los personales. O puede que te hayas movido a un mercado o nicho que no es el tuyo, donde no encajas muy bien. Hay muchos factores que pueden influir, pero lo importante es darse cuenta y reaccionar.

Un negocio no tiene éxito por suerte. Y, si lo tiene, no suele durar mucho. Te recomiendo hacer este trabajo como mínimo, una vez al año. Aunque, en realidad, lo ideal sería que lo pudieras hacer cada 3 o 6 meses.

Detenerte a reflexionar si tu negocio se dirige hacia el objetivo que tu habías diseñado, sacándote de la rutina diaria y enfocándote en el futuro será el mayor favor que puedes hacerte en todo el año.

8️⃣. Aprovecha para formarte

Otra buena y productiva manera de aprovechar algunos ratos libres es aprender nuevos conocimientos y habilidades.

La formación es el vehículo más importante, y la implementación es el combustible que lo hace moverse.

La mayoría de emprendedores suelen aprender a través de libros, ya que existen publicaciones increíbles que nos pueden hacer avanzar a pasos de gigante si las sabemos aplicar bien. Tanto en los aspectos más técnicos, los estratégicos o en la productividad y gestión del tiempo.

Piensa que, prácticamente todos los grandes expertos sobre un área o materia, suelen escribir al menos un libro en el que comparten sus grandes claves, consejos y experiencias.

Si te gusta leer, pero no se te vienen libros a la mente, me gustaría recomendarte aquí algunos de los que yo creo que más podrían ayudarte:

  • Cuando éramos emprendedores de Manuel Pérez, creo que te ayudará a coger inspiración y a entender que ninguna empresa comienza siendo millonaria.
  • Claves para conectar con tus clientes de Lara Arruti, es lo que necesitas para que tus clientes se enamoren de ti.
  • El método Lean Startup de Eric Ries, debería leerlo todo el mundo que quiere lanzar un negocio, pues aporta un enfoque distinto con un sistema para que nos acostumbremos a la incertidumbre.
  • Branding Low Cost de Kevin Albert, es sencillamente maravilloso. Es una lectura obligada tanto si ya has creado tu negocio como si te planteas hacerlo. Te ayudará a arrancar por muy poco dinero con una imagen más que notable.
  • Padre rico, padre pobre de Robert Kiyosaki, seguro que ya has leído este libro. Sino, ahora es el momento. Era un obligado en esta colección. Te ayudará a tener otra visión sobre el dinero, a no tener en tu negocio esa mentalidad de Padre Pobre.
  • El hombre más rico del mundo de Rafael Vidac, para mí también es un obligado. Le tengo muchísimo cariño a este libro pues puedo atribuirle gran parte del mérito del cambio que hice en mi vida hace unos años. Te hará entender qué es lo importante para ti como emprendedor y como persona.

Si por alguna razón no te va mucho el formato papel, tienes también la opción de leerlos en formato digital, o incluso en audiolibro.

Pero también tienes la opción de inscribirte en algún curso online sobre aquello que tantas ganas tienes de aprender. A día de hoy existen formaciones muy interesantes, tanto en el mercado español como en el americano, sobre todo. Yo, por ejemplo, centro una de mis principales inversiones en formación. De manera constante.

Además, si compras algún curso del mercado estadounidense, puedes aprovechar para mejorar tu inglés al mismo tiempo.

Por supuesto, también existen talleres presenciales, eventos, mentorías, webinars y otras muchas opciones de formación. Pero, en resumen, busca la que más te encaje y aprovecha para ampliar tu grado de experticia.

9️⃣. Realiza actividades con tu equipo

En caso de que tengas equipo, el verano suele ser una fecha genial para hacer actividades con él, que os sirvan para reflexionar sobre el negocio, proponer ideas y mejoras.

O también puede ser el momento de salir un poco del clima habitual de trabajo, y conectar de una manera más personal.

El hecho de que podáis tener un trato presencial cambia radicalmente el tipo de relación y comunicación que tenéis entre todos. Compartir momentos juntos os reforzará como grupo, y eso luego repercutirá increíblemente en el rendimiento de la empresa.

Además, este tipo de iniciativas también te ponen un pasito por delante de tu competencia.

Piensa en el clima habitual que existe en la mayoría de trabajos. Mientras más valor aportes al hecho de pertenecer a tu proyecto, más felices e involucrados estarán tus empleados.

En un equipo online, a veces se torna esencial, trabajar codo con codo, tocarse, compartir momentos que estrechen lazos, esto dará un plus de energía hasta el siguiente momento de conexión. El equipo confiará más en el resto.

🔟. Haz más que tu competencia

Con esto me refiero sobre todo a dedicar parte de nuestro tiempo a buscar nuevas oportunidades de negocio.

Mientras que otras muchas empresas se conforman con lo que tienen, puedes investigar nuevos nichos o submercados que te lleven a nuevos tipos de clientes a los que ayudar también. Estos se pueden encontrar siempre dentro de tu mercado actual.

Por ejemplo, si estás en el mercado de la salud, y en el submercado del entrenamiento personal, podrías ir más allá. Un posible nicho sería el de las personas que se están preparando para opositar para el Ejército o la policía. Podrías crear un curso específico para entrenarlos físicamente.

Por otro lado, las brain storming son muy potentes para crear nuevas estrategias, contenidos o líneas de negocio que ahora mismo quizás ni se te habían ocurrido.

Aunque puedes hacer esta actividad solo, es mucho más productiva cuando la haces junto a un equipo. Cada uno puede aportar una visión y una opinión diferentes sobre un mismo tema y, entre todos, se pueden obtener mejores conclusiones.

🔟➕1️⃣. Por último y no menos importante: tómate tiempo libre para desconectar y recargar pilas

No olvidemos que al final, lo más importante es nuestra salud.
Así como te sientas por dentro, repercutirá de la misma forma en tu negocio, por lo que debemos mantener nuestro cuerpo y mente sanos y recompensarnos con tiempo exclusivamente para nosotros. Ya sea yendo de viaje, leyendo, meditando o simplemente descansando.
A veces, como me ha ocurrido a mí, las mejores ideas vienen mientras que estás desconectando tranquilamente en la playa 😂

Ya tienes todo lo que necesitas para dar un buen achuchón a tu negocio este verano

Como siempre, espero que este post te haya servido para despejar dudas y coger un montón de ideas. Aunque en esta ocasión te llevas bastante tarea a casa, me lo agradecerás en muy poco tiempo si te las tomas en serio.
Dime en los comentarios cuál de ellas realizarías primero y por qué. Nos vemos en el próximo post.
¡Un saludo! 😊

Antonio Ortega

Soy un apasionado de la tecnología, del cine de superheroes y del helado. Me encantan los retos, soy un enamorado del marketing digital y además me encanta la relación entre las personas. El mix perfecto para que me haya vuelto loco con los funnels :)

>
14 Compartir
Twittear10
Buffer3
Compartir1
Compartir
Email