Dónde invertir en publicidad en Internet

Publicidad online

La publicidad en Internet se ha vuelto parte obligatoria en cualquier estrategia de un negocio online.

Vemos anuncios por todos lados y, además, nos recomiendan que también los hagamos. Ya no solo para vender, sino para aumentar nuestro número de suscriptores, la visibilidad o el alcance para nuestros contenidos, productos y servicios.

Sí, todo parece muy bonito… hasta que te pones a crear una campaña.

A no ser que seas un experto (o un iluminado) en el sector, lo más probable es que te surjan todo tipo de preguntas.

Desde qué tipo de anuncio crear, cómo contarlo, decidir la estructura de la campaña o el lugar en el que hacer la publicidad. ¿Me equivoco?

Pues, si eres como el 99% de los humanos que necesitamos que nos echen un cable de vez en cuando, voy a tratar de que salgas de este post totalmente preparado para poner en marcha tu primer anuncio.

Y no de cualquier forma, sino con todos los requisitos que debes cumplir si quieres obtener resultados. Así que no perdamos más tiempo y vamos a ello.

Pongámonos en situación. ¿Qué es la publicidad en internet?

Cuando hablamos de publicidad hablamos de promoción de productos o servicios a través del mundo online. Ya sea en redes sociales, email marketing o buscadores como Google o YouTube.

El canal online nos permite encontrar de una manera más fácil a nuestro cliente ideal y acercarnos a él, en lugar de otros que no son tan directos como la televisión o la radio.

¿Cómo funciona la publicidad por internet?

Primero, debemos tener bien definido a nuestro cliente ideal, y después elegir una plataforma en la que invertir y segmentar.

Si hacemos publicidad masiva, sin hacer ningún tipo de segmentación, el precio se multiplica sin incrementar los resultados. Adiós rentabilidad.

Así que trataremos de obtener los máximos resultados y beneficios con la menor inversión posible, sin caer en el error de saturar y parecer spam.

Las 7+2 ventajas de la publicidad online

A continuación, te voy a enumerar las principales que yo creo que hacen que invertir en anuncios sea uno de los mayores favores que puedas hacer a tu negocio.

1- Obtienes más visibilidad que con la publicidad tradicional

Esto es precisamente gracias a la segmentación. No es que un anuncio en televisión no tenga visibilidad, sino que no impacta de la misma forma al público objetivo.

Por ejemplo, si tu buyer persona es de la generación millenial, probablemente no consuma demasiado los medios de comunicación tradicionales. Con lo cual, invertir en ellos sería tirar el dinero, en lugar de hacerlo donde ellos se mueven, las redes sociales.

2- Puedes encontrar la aguja en el pajar

La capacidad de segmentación de la publicidad online es enorme. Podemos decidir a quién queremos que lleguen nuestros anuncios, no solo por sus características geográficas, sino también por las demográficas o sus intereses.

Si nos esmeramos en conocer a la perfección a nuestro cliente ideal, podremos obtener un retorno de la inversión (ROI) muy positivo.

3- Impactar a tu buyer persona en su “terreno”

Nuestro público objetivo puede encontrarse en diferentes medios.

Nuestra labor será investigar y descubrir en cuál se encuentran las personas a las que nos interesa dirigirnos. Así, solo pondremos anuncios en aquellos que nos generen beneficios.

4- Su bajo coste de inversión

Frente a los anuncios en televisión (que cuestan millones por unos segundos), la inversión inicial que nos puede suponer comenzar a lanzar anuncios por Internet es desde 1 a 5 euros al día.

Es perfectamente asumible para cualquier negocio y, sin embargo, ya puede conseguirnos grandes resultados.

5- Es medible

En Internet todo es trackeable, si contamos con los medios y herramientas necesarios para ello.

Podemos saber de dónde nos viene cada cliente, suscriptor y usuario que entra en nuestra web. También de qué manera interactúan en ella, con nuestros contenidos y anuncios. Esto nos permite conocer todos los movimientos que hacen y así saber cómo debemos actuar en cada momento.

Si sabemos en qué estamos fallando, habrá opciones de mejorar nuestros anuncios y así optimizar aún más la inversión.

6- Puedes crear un anuncio tú mismo

Realmente, crear anuncios es tan fácil que cualquiera puede hacerlo. Las plataformas pueden ser bastante intuitivas e incluso hay formaciones para ello. Puedes “trastear” al principio por ti mismo y ver qué ocurre.

Quizás, lo más complejo sea optimizar y mejorarlos para sacar el máximo rendimiento de cada euro invertido. Claro, que ya existen profesionales como traffickers y copywriters para encargarse de ello.

7- Puedes estar presente en cualquier lugar del mundo

Por medio de las redes sociales y plataformas como Google, YouTube o el email marketing, podemos llegar a personas de los 5 continentes sin salir de casa. Las 24 horas y los 365 días del año.

Es la mejor forma de expandir nuestro público y nuestros límites sin tener que gastar mucho dinero.

8- Es bidireccional

Sin Internet, la comunicación en los anuncios existía únicamente desde la empresa al espectador. Ahora, los usuarios pueden interactuar con nosotros a través de los anuncios, y ellos deciden qué quieren ver, qué les gusta y qué no.

Por otra parte, a nosotros nos permite responder a dudas o peticiones de posibles clientes, así como convertir visitantes en leads.

9- Es flexible y tiene una rápida implementación

Crear y subir un anuncio lleva muy poco tiempo, así como realizar los cambios pertinentes. Aunque, en realidad, esa instantaneidad puede ser un arma de doble filo.

Date cuenta que, si no somos profesionales en esto, seguramente podamos cometer fallos que nos impidan obtener desde un principio los resultados que esperamos o buscamos.

Por ejemplo, un error muy común es hacer demasiados cambios sin medir los datos y, por lo tanto, sin dar tiempo al anuncio.

Tipos de publicidad en internet

Ahora entramos en la chicha. ¿Quieres elegir realmente el canal que te interesa y mejor resuena contigo y tu cliente ideal?

Pues toma algunas sugerencias:

1- Publicidad en motores de búsqueda (SEM)

La publicidad directamente en Google (el buscador más usado del mundo) es una de las más eficaces. La identificarás rápido si haces una búsqueda. Generalmente, los primeros resultados suelen ser de empresas que han pagado (mediante subasta) para aparecer por ciertas palabras y frases.

Estas páginas aparecen con una etiqueta que indica “Anuncio”.

Esto permite a las personas que busquen las palabras que nos interesen encontrarnos en la parte superior de los resultados.

En este caso, te recomiendo apostar por las que tengan la máxima intención de compra posible.

No es lo mismo “zapatillas nike” que “comprar zapatillas nike baratas”.

Ejemplo de SEM de ActiveCampaign. Cómo puedes observar aparece la palabra anuncio y ocupa las primeras posiciones de búsqueda.

2- Publicidad en redes sociales

A día de hoy, prácticamente todo el mundo se encuentra en, al menos, una red social.

Como decía antes, tendremos que colocar anuncios donde estén nuestros potenciales clientes, para que no les resulte intrusiva.

El proceso de compra en estos casos suele ser más lento que la publicidad en Google porque las personas no suelen partir con esa intención de compra. Tendremos que seguir un proceso con ellos.

Si visitas este blog habitualmente ya deberías saber de qué hablo, de nuestro amigo el embudo de venta.

3- Páginas web o blogs

Aquí existen tres modalidades de anuncios realmente.

Por un lado, tenemos la publicidad que podemos realizar a través de guest postings, que suele ser gratuita y en la que “vendemos” nuestra imagen de marca. Con ella podemos comenzar a captar leads.

También hay páginas web con autoridad y muchas visitas que ofrecen ciertos espacios publicitarios en los que podemos colocar anuncios, pero obviamente son de pago.

Y, por último, contamos con otra clase de publicidad de Google, la cual nos permite colocar nuestros anuncios en otras webs. Lo que se conoce como la publicidad display.

Aquí puedes ver un ejemplo de este tipo de publicidad. Podemos ver a EasyWP en el diario El Mundo.

4- Videomarketing

En esta publicidad básicamente se utiliza el vídeo. Y, generalmente, se suele hacer a través de YouTube, ya que es la plataforma de vídeo más usada del mundo.

Eso sí, debemos tener muy claro cómo plantear los anuncios para captar la atención del espectador en los primeros segundos del vídeo y retenerlo con un guion potente.

También es vital no olvidarnos de dejar una llamada a la acción clara y concisa al final, para que haga lo que esperamos, según nuestro objetivo.

Aquí puedes ver un ejemplo de publicidad de Wix en un video en Youtube.

5- Email marketing

Aunque este tipo de publicidad es muy efectiva y utilizada, hay que entenderla como una estrategia de cultivo.

Es decir, como una carrera de fondo.

Habitualmente llegaremos a personas que no nos conocen de nada y no están familiarizadas con lo que les estamos contando. No confían en nosotros. Por tanto, debemos aportar muchísimo valor y hacer que nos perciban como alguien que puede resolver sus problemas, antes de que siquiera intentemos vender nada.

La ventaja es que la comunicación es más íntima.

Podemos segmentar los usuarios de nuestra base de datos por sus gustos, necesidades o acciones y enviarles emails que estén personalizados para cada uno. Y lo mejor, de manera automática.

6- Remarketing

Parte muy importante en cualquier estrategia de marketing online, ya que nos permitirá segmentar a los posibles clientes, no por los atributos que ya conocemos, sino por el comportamiento que haya tenido con nuestros anuncios o, más bien, nuestra web.

Gracias a saber en qué punto del funnel se encuentra una persona, podemos generar más puntos de impacto.

Entonces, podemos reforzar nuestra publicidad mostrándole anuncios en distintas plataformas para aumentar nuestras posibilidades de venta.

Cómo obtener los mejores resultados con tu publicidad en Internet

Para conseguir esta ardua tarea, debemos tener muy claros los dos puntos principales a cubrir: la investigación y la creación del avatar.

Investiga bien tu mercado

Como he dicho en muchas ocasiones, es la parte principal y crucial para que puedas realizar una buena publicidad. Y no solo investigar para conocer a tu cliente ideal, sino también para saber quién es tu competencia.

No necesitas competir en precio con ellos, pero sí ver lo que hacen, saber si están fallando en algo y si podemos inspirarnos en ciertas acciones.

Define qué tipos de anuncios vas a usar

No solo el tipo de anuncio, sino dónde lo vas a promocionar. Y también analizar la forma en que vas a dirigirte a tus potenciales clientes, dependiendo del momento del embudo en que se encuentren.

El copy que muestres al usuario será muy distinto en cada una de las etapas.

Piensa en el objetivo de tu publicidad en Internet

Sin un objetivo claro no podrás crear anuncios que sean eficientes.

Si el objetivo de tu campaña es la venta, el proceso y los mensajes necesarios serán muy distintos a si lo que pretendes es que se registren a tu newsletter o que visiten una página en concreto.

Define tu objetivo y desarrolla tus anuncios en torno a él.

Sé claro y conciso

Tienes que comunicarte de forma directa y sencilla. Que la persona que te está leyendo o viendo pueda entenderte sin tener que esforzarse.

No hables nunca de forma genérica, dirígete a la persona concreta que está detrás. Háblale a sus miedos, sus preocupaciones, sus pensamientos y sus metas.

Utiliza una buena llamada a la acción

En cada etapa y anuncio que mostremos, tenemos que dejar totalmente claro qué queremos que haga la persona.

Si no, sencillamente no harán nada.

Recuerda ser también muy claro y personalizar las llamadas a la acción. Intenta evitar los “comprar ahora”, “comprar producto”, etc.

No olvides tu imagen de marca

Transmite siempre tu mensaje alrededor de tus colores corporativos, tu identidad visual, vocabulario y, en definitiva, los valores de tu empresa.

Es primordial hacer crecer nuestra imagen de marca y que la gente se acuerde de nosotros. Y, sobre todo, que ese recuerdo sea positivo 😊

Mide absolutamente todo

Si no medimos lo que invertimos y los resultados obtenidos, no sabremos si nos está funcionando la publicidad o no.

Aprovecha que tienes la oportunidad para analizar todo lo que ocurre con ella.

Es de cajón saber que, si inviertes 1 euro por ejemplo, tu retorno mínimo debería ser de 2. Además, también podrás calcular el precio que pagas por cada lead y cada cliente.

¿Existe algún tipo de publicidad gratis?

Por supuesto. Y no solo uno, sino varios.

Aquí te voy a dejar los 4 que, para mí, son los más importantes:

Orgánica o SEO

Podemos conseguir posicionar de forma natural a través de trabajar nuestros contenidos y los diferentes apartados de nuestra web para que aparezcan lo más arriba posible en los buscadores. Preferiblemente Google 😊

Lo ideal sería aparecer entre las 3 primeras posiciones para búsquedas relevantes de nuestra temática, no por cualquier palabra. Y si no, al menos aparecer en la primera página de resultados.

Si no sabes hacerlo, te recomiendo que contrates a un profesional. O también puedes realizar algún curso para aprender los conocimientos básicos.

Aquí puedes ver cómo aparecen resultados en Google sobre esta web, buscando “Cliente Ideal”

El marketing de contenidos

Aunque se encuentra muy ligado al SEO, este tipo de publicidad va un paso más allá.

Podemos usarla en etapas muy decisivas de nuestro embudo de venta, aportando valor e información muy interesante a nuestro público objetivo, y además difundirlo mediante el email.

Cada contenido que hagamos también debe tener un objetivo concreto.
No es lo mismo crear un post para posicionar en Google y atraer mucho tráfico, que para resolver dudas importantes de nuestro buyer persona, generar confianza y aumentar su temperatura de cara a la compra.

Guest posting

Ya te hablé de esto un poco más arriba. Solo añadiría que, aparte de que es gratis, fomenta las relaciones entre otros profesionales del sector.

Además, te abres a nuevas audiencias que por tu cuenta no podrías llegar, dándote más autoridad y oportunidades de venta.

Trabajar la estrategia en redes sociales

Por último, con nuestras publicaciones en redes sociales también podemos impactar y guiar a la acción a nuestros posibles clientes, además de interactuar con ellos, crear una estrecha comunicación y generar feedback.

Todo lo que publiques en ellas, hasta un simple story de Instagram, debería tener un objetivo claro, al igual que ocurre con los contenidos de tu blog o tus emails.

¿Ya sabes dónde hacer tu próxima publicidad en Internet?

Espero que hayas disfrutado del post y haberte ayudado a disipar todas las dudas o miedos que tenías respecto a publicar anuncios.

Si quieres recibir más consejos y tips como estos, apúntate a mi newsletter. Yo te mantendré al tanto cada vez que publique algo.

¡Nada más! Espero que tengas una genial semana y nos vemos a la próxima.

¡Un saludo! 😊

Antonio Ortega

Soy un apasionado de la tecnología, del cine de superheroes y del helado. Me encantan los retos, soy un enamorado del marketing digital y además me encanta la relación entre las personas. El mix perfecto para que me haya vuelto loco con los funnels :)

>
45 Compartir
Compartir22
Twittear18
Buffer5
Compartir
Email